Antología Virtual Grito de Mujer®

Como buscar en esta antología?

Elige el país en la columna de la izquierda o en el menú de arriba....dale a "entradas antiguas" hasta que encuentres la ciudad de interés o dale a ver todas las entradas.

Poemas 2017 Cajamarca Perú

       No hay comentarios    



Poemas  Grito De Mujer 2017  Cajamarca Perú



Enf. Alex Mendoza Salazar



Un Grito En El Silencio


Tu voz, eco suave de un dolor que no termina
se vuelve, grito desesperado
era la soledad de la noche…
Se ahoga con tenue luz del amanecer…
¡Otro día de olvido, que apaga tu voz!
¡Estás sola…!
Desesperada, herida y vencida.
Levanta vuelo, libélula de transparentes alas
Grita con la luz de tus ojos,
Grita, mujer de la lluvia…
¡De tierra!
¡De bronces!
¡De arena!
¡De sueños y prejuicios!
Que tu grito… emerja vibrante
Que no la apague nadie…
Grita por las mujeres que las durmieron
en una alcoba fría, indefensas …
cubiertas por el frío acero de su asesino.
¡Grita! Mujer…¡Grita!
Por la sangre derramada,
Por las que no levantan la voz,
ante su agresor…
Por las que fueron heridas en el alma.
Que solo una lágrima silenciosa
cubre aquella triste cicatriz…
¡Mujer!
¡Grita, reclama por las horas yertas
Que se escapan tras una quimera.
¡Grita al mundo!
Que eres hermosa…
Que eres buena…
¡Que eres mujer!
Que tienes derechos,
que nadie te puede tocar
que nadie te puede invadir…
no esperes más…
tu silencio será el triste final
de un poema inconcluso…
que se perdió en la nada.




Nimia Morales Villar



Flores Cortadas

A la rosa no  la quiero
prisionera en un florero
la quiero libre y feliz
como a ti en brazos del viento.

Jamás quebrarán mis manos
bellezas que anuncian sueños,
arquitecturas de luz
donde arden nuestros deseos.

Rosas rojas de triunfo
oprimí contra mi pecho
y un chorro de sangre viva
brotó de un hondo  silencio.

Un río rojo de heridas
y una voz clara diciendo:
no quiero tener triunfos,
triunfos a ese precio.

¡Y si un día, como a todos,
me llevan al cementerio
no quiero rosas cortadas,
me basta la flor del viento!









Blanca Cortés Alvarado
A los 93 años de vida


M  U J E R

De virtudes coronada
ha nacido la mujer
y en ella podemos ver
de Dios su inmenso poder.

El Creador la ha formado
radiante y emocionado
dotándola de hermosura
amor, piedad y ternura.

Es un ser que resplandece
cual el sol de la mañana
y su bondad la enaltece
haciéndola soberana.

Con alegría y candor
es blanca estrella de amor,
cual rayo resplandeciente
es luz de aurora naciente.

Su ternura maternal
irradia amor celestial,
arrullando al hijo amado
que el Señor le ha enviado.

Madre, esposa o hermana
Fulgores su pecho mana
Trabajando con ardor,
Mitiga pena y dolor.

Que Dios bendiga sus pasos
y la libre de fracasos
porque su amor en el mundo
¡Es verdadero y profundo!







Lilian Goicochea Ríos





Mi Canto no es el Canto


Mi canto es el de un ave
aterida y sin nido
que ha caído del árbol
que antes la cobijó;
¡Ah! Del que tantas veces
elevó raudo vuelo
y cruzó el horizonte
de uno a otro confín;
mi canto ya no tiene
la cadencia de antaño
ha perdido las notas
de su dulce cantar
se ha tornado oscuro
lo que fue bell’ gorjeo,
poco a poco las alas
han sufrido el repliegue
de las alas que nunca
volverán a volar;
mas, adentro muy dentro
del corazón herido
se asoma esa fuerza
que solo da el amor
y cual águila espera
renovar el plumaje
y volver a cantar






Soy Mujer




Soy un sencillo y tierno
verso de la vida;
soy un canto, un arpegio,
una ilusión;
soy mil veces una artista
y no un lucero;
soy mil veces una  MUJER
con  corazón







Eliseo León Pretell


“Ni Una Menos”

 (Décima Espinela)


Trece, agosto en la mañana
se registrará en la historia,
marcha por la arcaica noria
de la justicia peruana.
Se pondrá en la palangana
la violencia y sus venenos
el grito: “NI UNA MENOS”
eco en la playa y la cima
ya suena en la vieja Lima:
para el que maltrata: ¡¡Frenos!!


☼☼☼


Se revela la mujer
ante el oprobio machista,
marcha firme a la conquista
mascullando así su ayer.
Adiós al golpe postrer
del cobarde abusador,
el que enloda el puro amor
en su noviazgo era un culto
con el golpe y el insulto
ajeno a cualquier dolor.


☼☼☼

“NI UNA MENOS” Si señor
no más un cobarde suelto,
que la justicia de el vuelto
con leyes de otro color.
La mujer es fe y verdor
esperanza, luz, consuelo,
de nuestros hijos el cielo
azul para no empañar,
nadie debe maltratar
con golpe, insulto ni celo.


☼☼☼


Será tan fuerte este grito
como lo fue en Uruguay,
en Neuquén y Chile ya hay
estas huellas como un hito.
Merece andar derechito
sin lástima ni perdón,
hasta una dura prisión
donde entienda de verdad,
para él no hay impunidad
sólo… justicia y sanción.





Sara Gutiérrez Sisniegas


Niña Mujer



Para ti pequeña niña mujer
Que te abres a la vida con dolor
Quiero dedicarte estos versos,
Porque tú eres mi poesía
De no ser yo, ahora en esta tierra
quizás hubiera escogido ser:
            Mañana de cielo serrano con sol y montaña
            o tal vez un río cristalino,
            que despierta en las piedras sueños de vivir
De no ser yo, ahora en esta tierra
y se me hubiera dado el poder de escoger,
hubiese sido fruta dulce,
que calme la ansiedad y el hambre de un niño,
o gotita de néctar en el dolor humano
de cualquier hermano

De no ser yo ahora en esta tierra
Quisiera tal vez,
Ser la lluvia que moja árida tierra
Calmando así su sed
y volviéndola jardín riegue sus flores en mi tarde otoñal
Comprendiendo mis deseos,
Vuelco la mirada hacia dentro de mí
Y recordando mi niñez,
Siento que al ser mujer,
Soy todo eso: Sol, montaña, río
Y fruta, néctar divino, lluvia biendosa
y que camine siempre dando vida a mi paso.




Consuelo Lezcano Ruíz


Convenio de Paz

¿Qué nuestro amor fue flor de un día?
no hay duda, lo sé bien, me resigno;
más, no insisto ni pongo a porfía.
Con valor asumo tan duro signo.

Me resta pedir, espero entienda
tu con convulsa mente trocada en mal:
¡No insultos que a mi ser ofenda,
ni alzada mano con voz infernal.

No profanar el templo donde un día
el amor en dulces frutos floreció,
esperando fuéramos luz y guía
y no fulgor que fugaz se agotó.

Sin más odios que dañen el  alma,
sin reproches, sin imprecaciones
demos a nuestra perdida calma,
muy justas y sabias soluciones






La Pequeña Nanita Asesinada



En la aciaga tarde de un frío agosto del año 2000, manos de la asesina patronal torturaron a la endeble Nanita Luz Carmela Vásquez Sifuentes, exactamente a las seis de la tarde en punto  ¡Alas seis!.  En sumarísimo juicio tras culparla de una pueril negligencia, apagaron para siempre sus trece abriles en flor.

Imprecaciones de toda  calaña, bofetadas a diestra y siniestra, puntapiés de norte y sur, que cual diabólica metralleta descargáronse con feroz con feroz violencia sobre la frágil niña de cabello color miel, de figura espigada y grácil caminar.
           
Desmadejado cuerpecillo rodó sobre el lustroso piso y un hirviente río de sangre rompió los diques de la dolida entraña y en alocado trance llegó hasta la garganta en busque de urgente escape, mas, se convirtió en fatal barrera que impidió ingresara el aire a la avecilla desfalleciente, a tan temprana edad…

A sus lánguidas pupilas asomaron escenas difuminadas del nidal paterno, de la escuelita abandonada, de la tarea inconclusa  en la infantil esperanza de ganar alguito para ayudar a mamá… Un sabor salobre inundó la boca herida; se acrecentaron las sombras y en loco torbellino objetos circundantes moviéronse  en macabra danza.  Las casas invertidas, las calles de su barro trepando enredadas en pencales macilentos, en retamales y alcanfores sin perfume…, sin color…

A lo lejos en la insondable distancia y en fugaz instante de lucidez pre-mortum la moribunda tarde le entregó la curvada figura de su madre ausente, la humilde lavandera de ajenas ropas, la de pesares hondos y de ilusiones rotas… En esa inmensurable soledad brotó de su dolida entraña el deseo inmenso de llamarla por su nombre para hundirse en su regazo…, mas, un trizado manto de luceros macilentos ahondó la noche eterna, sumiendo todo en silencio y lobreguez enferma hasta perderse en la nada.









Guillermo Bazán Becerra




La Niña

Si tocas la campana
del cristal transparente
en la cumbre florida
que la vida te da,
oirás la melodía
que tu vida presiente
y cantarán las luces
con labios de cristal…

No basta que seas niña
con rostro embellecido,
no basta que te engrían
entre la vanidad;
debes luchar con ansias
de viento embravecido
para alcanzar la cima
donde debes danzar…

Ni la cara, ni el cuerpo,
ni la sonrisa hermosa
te darán lo que ansías
y quieres cosechar;
recuerda que hay espinas
siempre con cada rosa,
no olvides que las flores
se van a marchitar…

Tentaciones en tropa
atacarán tus pasos
y espejismos ignotos
te harán tropezar:
has de beber del cáliz
que romperá en pedazos
esos sueños bonitos
que ansiaste bordar…

Sólo en ti está el secreto
del escudo irrompible,
para vencer batallas
que enfrentarán después;
sé fiel a los amores
que te harán invencible:
tus padres, Dios, el hombre
tus hijos y tu fe…









María Luisa Urteaga De Alba



Desilusión


Al compás de una balada
me declaraste tu amor,
y al fulgor de tu mirada
sentí algo embriagador.

Eres bella y hechicera
me murmuraste al oído
ate mi corazón y espera
ser por ti correspondido.

Era una noche estrellada
de encanto de ensoñación
bailamos hasta la madrugada
para no perder la ilusión.

Al despertar del año nuevo
profundo suspiro exhalé,}
es verdad o es engaño
lo que anoche escuché?

Inquieta salí una tarde
ansiando volverlo a ver,
y el galán hacía alarde
mintiendo a otra su querer.

Nada perdura en la vida,
el gozar es pasajero,
viene y se va enseguida
igual que el mensajero.

Sólo el amor verdadero
te da plena felicidad,
cuídalo con esmero
guárdale fidelidad.

Si formaste un hogar
conserva tu gran tesoro
es mas valioso que el oro
lo que Dios te supo dar.








María Luisa Urteaga De Alba



¡Allá la Ccomputadora!



Admirada contemplaba
a un niño tan precoz,
que una computadora
trabajaba muy veloz
para sí, decía:
éste sabe más que yo,
si le pregunto el manejo
se reirá de mí e cangrejo,
esto está muy complejo
mejor me alejo de aquí;
pero intrigada quedé
de no entrar al desafío
decidí  pedir consejo
así resuelvo mi lío
de este loco desvarío
A un experto busqué
y cuando empieza el asunto
el pulso me falla
miro a la pantalla
y el mouse se escapa del punto.
Es inútil le dije:
al experto en la materia,
No se preocupe señora
quiere ganar la partida,
vuelva a empezar ahora,
tome el ratón en la mano
aplaste el botón y verá,
así se hará.

La posición me incomoda,
los ojos me lagrimean
las manos se balancean
y el ratoncito no está.
Desconcertada quedé
y con tanta confusión
se me subió la presión
sin alcanzar solución.
Quiero ganar mi platita
y mejorar mi vivir,
el corazón se me agita
con esto no puedo seguir
a tan triste realidad
razoné con claridad;
Computadora no tengo,
comprarme una, es un cuento
¡Oh maravilloso invento!
manejarte en vano intento,
aprender a la vejez
causa mucha fatiga
lo resuelvo de una vez
no tengo otra salida,
si la salud se empeora
¡Allá la Computadora!

Que me perdone mi Dios
de no sufrir con paciencia,
la culpable es mi deficiencia
por ella le digo adiós.




Celia Estacio Barboza




Heridas


Hay heridas
que quieren sanar
pero hay alguien
que levanta la costra…

Dolor, no doblarás la rodilla;
Traición, guarda tu daga;
Soledad, no es hora de visita;
Muerte, el inframundo te aguarda;
Lagrima, limpia mi alma,
¡Corazón!
¡valiente corazón,
alza tu bandera
y lanza tu vito de guerra:
… un profundo suspiro…!






Carmen Isabel Lombardi de Herrera


Homenaje A La Mujer

El Día de la Mujer,
la Madre Naturaleza
resplandece en su belleza
pues...también ella es MUJER.

Viste sus mejores galas
para rendir homenaje
a este ilustre personaje
salido de un cuento de hadas:



La Mujer



Y le regala
de un jardín cajamarquino,
que tiene algo de divino,
un bello ramo de flores
que reflejan los colores
del alma y del sentimiento
de su noble corazón.

Para ella
Margaritas, cuyos pétalos finitos
se agrupan alrededor
de un botón de oro central:
Su corazón maternal.

Para ella
Rosas rojas,
símbolo de su valor,
de ese fuego que la envuelve
y que la impulsa a luchar
por los hijos de su amor.

Para ella
Las retamas
que reflejan su alegría,
su frescor y lozanía
su optimismo, su constancia
también toda la fragancia
de su labor desmedida
a lo largo de la vida.

Para ella
Las hortensias,
simbolizan la paciencia,
el tesón, la valentía
defendiendo sus ideales
para vivir dignamente.

Para ella
Los geranios,
con el paso de los años
le han dado sabiduría
superando desengaños
para empezar nuevos días.

MUJER, dulce jardinera,
siembra, sí, siembra tus flores.
Tu vida tiene un destino,
es sembrar en tu camino
las flores de la unidad,
de la paz, de la amistad,
del amor, de la armonía
de abnegación, de heroísmo.

Riégalas con ilusión,
con fuerza, con valentía,
así al despertar un día,
descubrirás deslumbrada
que han brotado aquellos frutos
que, con celo tú cuidabas.
Y te verás rodeada
de justicia, de hermandad,
de la equidad que anhelabas.

No desmayes nunca, no.
La mujer es invencible
Y si es cajamarquina,
mucho más, ¡no se imaginan!







Oración De La Mujer



Gracias Señor por el regalo
Maravilloso de mi feminidad,
Tú me hiciste pensando
En algo especial
Poniendo en ello tu divinidad

Gracias Señor por tu Sabiduría
Porque Tú me creaste con amor
Porque pusiste en mi corazón
Ternura y compasión,
También pusiste fuerza
Para enfrentar las piedras
Duras en el camino de la vida

Gracias porque me diste
Ganas de celebrar la vida
Para brillar tratando de emplear mi propia luz

Gracias por tenderme
Tu mano firme y sólida
Para guiar mis pasos vacilantes
Gracias Señor,
Por haberme dado el privilegio
De ser MUJER.








Mujer Multifacética




En este día tan especial
Tendríamos todos que expresar
Nuestro aprecio y admiración
A la mujer en tantas facetas
Donde despliega su gran labor.
A las mujeres
Que postergadas
Sufren calladas,
Sin protestar,
A las mujeres
Abandonadas
Con muchos niños
Que alimentar
A las mujeres
Que explotadas
En su trabajo,
Todo lo aceptan
Por necesidad.
A las mujeres,
Que con su escoba
Y recogedor
Barren las calles
De la ciudad
¡Cómo barrieran la prepotencia,
La indiferencia, frente al dolor!

A las mujeres,
Las lavanderas,
Que con el agua y el detergente
Gastan sus manos, seres valientes
Para llevar a su casa el pan

A las mujeres,
Las empleadas del hogar
Que con paciencia
Van preparando
Platos sabrosos
Con ingredientes
De optimismo
Para poder vivir mejor.

A las mujeres
Que por las calles
Venden hierbitas, medicinales
Buscando el modo de sobrevivir.

A la mujer de ciudad y campo
Que en su esencia está el encanto
Para vencer tristeza y llanto
POR  EL SOLO HECHO DE SER MUJER










Cecilia Pari Silva Santisteban




El lecho

El lecho conyugal, antaño altar
de nuestro amor, se transformó
en mi cárcel, donde el único
placer era el tuyo, ¡tanta fuerza!
¡tanta violencia!
¿Cómo seguir amándote?
¿Cómo seguir viéndote,
como el protector de mi vida?
si en realidad eres el verdugo.

Pero yo tonta, aún te amo,
aunque  a veces siento que te odio,
porque luego de los golpes:
el temor, el dolor
eso debería quedar;
nuevamente me pedirás perdón
y yo… fingiendo olvidar
te amaré…







Wilson Silva Albitres




La Soledad y Los Poemas

Tu bondad de ángel
transformaba la amargura
en alegría
tu solidaridad
hacía sonreír al sol
ante tu dulzura
los pajarillos trinaban
y alababan a Dios
ante tu candor
las flores volaban
de los prados
y al llegar a tu lado
se transfiguraban
en mansos caballos
que te llevaban galopando
en el suspirar de la soledad
y los poemas








Luis Daniel Quiroz Amayo




La Celendina


Hilvana sus dedos un blanco sombrero,
De penas trenzadas en horma de sórdido cedro,
Vagan suspiros, cual ecos bohemios,
En noche estrellada de cándida luna.

Sus ojos despiertos, cual bellos luceros,
Dormitan vacíos, nostálgicos, líricos,
Sus labios cansados de rojos carmines,
El barrio amanece un fogón de plácidas lumbres,
Vibra sonoro un cántaro bronco.

Manos arpías mutilan la vida con ansias de lucro,
Manos siniestras comercian y explotan,
Los blancos sombreros tejidos de día
Y en noches de plácida luna.

En su tibio regazo amamanta un crío,
Sus senos exhaustos destilan la vida,
Su tibia sonrisa, sus cálidas penas,
Palpitan y orillan un nuevo sombrero.

Hoy día es domingo se vende el sombrero,
Un ogro muy negro, muy magro y muy feo,
Extiende sus fauces, sus garras filudas,
Goloso se engulle el valor  del sombrero.

La pobre paisana de pródigas manos,
Regresa a su casa con una canasta,
De escasas legumbres, con poca verdura,
Y un nuevo manojo, cual cepo de paja.








Socorro Isabel Barrantes Zurita





La niña  conquista la libertad

La niña tomó la hoja
cubrióse los tiernos labios
para que la risa no escape.
La risa cubrió su cuerpo
de flores blancas y rojas
su pensamiento de luz
cantando en la dulce lira.

¡Ay Niña, ojos de fuego!
que nadie arroje mal aire
hiriendo el sol de tu casa
con el áspid violento.

Conquista pasito a paso
una escalera con alas
tus manitas serán  libres
de cualquier esclavitud.

Ríe con toda tu risa
aprende a subir la cuesta
contar las estrellitas del cielo
y las arenas del mar…

Mariposa de azules alas
conquista el cielo, la tierra
el mar y el infierno mismo
sal de tu nebuloso encierro
conquista la libertad
la  fragancia de tu cuerpo

Niña, niña de viento y  de fuego
tú y él, son las fuerzas de mi vientre
las dos fuerzas de la historia
escribiendo en la piel del universo
la victoria de la equidad, del amor
en la franquicia  rotunda del Sol.


Share:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Muchas gracias por tus palabras. No olvides visitar nuestras otras paginas y correr la voz sobre nuestra labor.

Compilación virtual del Festival Grito de Mujer. Aquí podrás leer desde nuestra selección destacada, hasta algunos de los poemas presentados en el festival Grito de Mujer, aportados por hombres y mujeres solidarios, en homenaje a la mujer y contra la violencia. Este blog tiene el fin de dar las gracias a toda la gente que nos ha apoyado. Quienes siendo o no poetas, han sumado su grito. Podrás conseguir lo mejor de nuestra causa en nuestras antologías impresas.

Ayúdanos a crecer!


Poemas más leídos

Archivo de Poemas

Visitas en total